RSS

Relojes de cuco

Los relojes de cuco son relojes provistos generalmente de péndulo y gong, que se caracterizan por tener una abertura por la cual, cada media hora, sale un pájaro autómata que emite un canto, cuyos sonidos se asemejan a la onomatopeya «cucú». 

El mecanismo para producir dicho sonido fue instalado en la mayoría de los relojes de cuco en el siglo XVIII y ha permanecido hasta el presente casi sin modificaciones.

Todavía no han sido esclarecidos los orígenes del reloj cucú: dónde, cuándo y quién lo inventó. Los primeros relojes de cuco de la Selva Negra fueron elaborados entre 1740 y 1750 en pequeños talleres que hacían la maquinaria de madera. El reloj de cuco es mucho más antiguo que la industria relojera de la Selva Negra. Ya en 1650 el ave con su inconfundible canto formaba parte de los libros de consulta de la época.

Si bien la idea de colocar un cuco autómata en un reloj no se originó en la Selva Negra, es preciso recalcar que el reloj cucú, tal como lo conocemos hoy, proviene de esta región localizada en el suroeste de Alemania, cuya tradición en la fabricación de relojes se inició a finales del siglo XVII. En efecto, han sido las gentes y artesanos de la Selva Negra quienes crearon esta industria artesanal, desarrollaron nuevos diseños y perfeccionaron su maquinaria, que en un principio se hacía de madera, pero a medida que avanzaba el siglo XIX, primero algunas piezas, y todo el bastidor después, se construían y construyen de latón (una aleación de cobre y zinc). Aún hoy continúan innovando con nuevos diseños, combinando otros y aplicando mejoras técnicas que han hecho del reloj cucú una pequeña obra de arte apreciada en todo el mundo. La historia del reloj de cuco va unida con la Selva Negra.

El estilo “Chalet” se originó en las últimas décadas del siglo XIX en Suiza, y en aquella época eran muy apreciados como recuerdos del país.

Actualmente el estilo puede subdividirse básicamente en tres, en función de las distintas casas tradicionales que representan: chalet de la Selva Negra, chalet suizo –con dos tipos característicos; el “Brienz” y el “Emmental”– y chalet de Baviera. 

Es común encontrar en este estilo diferentes automatismos, además del cuco, como bebedores de cerveza que levantan sus jarras, leñadores cortando troncos, ruedas de molino que giran, etc. 

Por otra parte, muchos cuentan con una caja de música suiza –las melodías más populares son “Edelweiss” y “The Happy Wanderer” que suenan alternativamente– y figuras que bailan, las cuales entran en funcionamiento inmediatamente después del canto del cuco. Asimismo hay algunos relojes de cuco «tradicionales» con caja de música y figuras danzantes.

Fuente: wikipedia
Foto: ma-boite-a-musique.com
Foto: relojescuco.es
Foto: relojescuco.es

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • RSS

2 comentarios:

Angélica D dijo...

E la casa de mi abuela habían esos relojes cucos ,, todavía recuerdo ese sonido de mi infancia

Marta dijo...

Qué cucos!!! Me encantan!!
XD

Publicar un comentario

¡Gracias por tu comentario!